domingo, 3 de noviembre de 2013

Daniel en Essen 2013 - Experiencia mundial


Decoración de la zona de competición

Tras su viaje a Essen 2013 volvemos a charlar con nuestro Campeón Nacional de Carcassonne, Daniel García Ruiz, que nos cuenta cómo vivió esta experiencia. La Feria de Essen es una cita casi obligada para los amantes de los juegos de mesa y después de nuestra charla con Daniel comprendemos que la grandeza de esta Feria no solo se debe a las novedades que se presentan y a las actividades que se realizan sino también a la actitud que muestran los asistentes, el gran ambiente que consiguen generar y la forma en la que viven esta gran aventura. Daniel vuelve con muchos recuerdos y anécdotas y con algún que otro juego que se ha comprado. Todo ello nos lo cuenta en esta entrevista.

Daniel con su acreditación de jugador

Carcassonne, Pieza de Inicio: ¿Primera impresión de Essen 2013?

Daniel García Ruiz: La verdad es que ha sido una experiencia estupenda, la feria es impresionante y el ambiente allí es estupendísimo!! El torneo está super bien organizado. Pensé que estaría mucho más nervioso, pero la verdad es que durante todo el rato estuve tranquilísimo. Creí que habría mucha más rivalidad entre los participantes... ¡pero nada de nada! Es igual de amigable que los torneos de aquí.


Y en cuanto a la clasificación final...

Pues ganó el griego y yo al final sólo pude quedar 12º aunque a la espera de ver los resultados oficiales creo que había muchos participantes en la franja de 4 partidas ganadas y 2 perdidas y con un poquillo de suerte cualquiera de nosotros se podría haber colado en semis.


¿Cómo es el ambiente entre los jugadores?

Muy bueno. Yo hice amistad con el mexicano, sobre todo por el idioma, ya que no hablo inglés muy fluido, pero aún y así, hablé también mucho con el estadounidense, el polaco, el belga.. ¡¡La verdad que muy muy buen rollo!!

Decoración mostrando la nueva caja de Carcassonne.
¡Pronto análisis en nuestro blog!

El Campeonato del Mundo es uno de los pocos torneos que se desarrolla integramente con partidas 1 vs 1. ¿Cómo valorarías esta modalidad? ¿Qué ventajas e inconvenientes crees que presenta frente a partidas de 4 jugadores? 

Pues la verdad es que el 1 vs 1 que en los Campeonatos en Nacional se juega normalmente en semifinales, me gusta bastante. Creo que es más justo a la hora de valorar a 2 rivales, ya que a 4 jugadores te encuentras un escenario diferente cada vez que te toca tu turno. Además, aquí no hay "minialianzas" para cerrar una ciudad o camino. Si a ello le sumamos el tiempo de reloj, a mi me gustó mucho este formato. Tanto que yo separaría torneos de 4 y de 1 vs 1. Pero también está bien jugar combinado, y valorar a los jugadores completos en cualquier modalidad. Creo que con el 1 vs 1 tienes mucho más control de las piezas que faltan y que pueden ser utilizadas por ti o por tu oponente y este control se puede llegar a traducir en ventaja en el juego.


Hemos visto que en las mesas había un reloj de ajedrez ¿Cómo son las reglas respecto al tiempo de cada jugador? 

Cada participante dispone de 15 minutos para desarrollar sus turnos que puede dividir cómo quiera, es decir, puede que en un turno necesites más tiempo para colocar y en otros lo hagas más rápido. Si se agota el tiempo pierdes automáticamente la partida, aunque no sé como se refleja en las puntuaciones.


Cuéntanos algo de tus partidas... Jugaste seis partidas, ganaste cuatro.

Cada una tenía algo especial y me llevo alguna que otra anécdota.

Empecé el torneo jugando contra la mujer australiana y gané por unos pocos puntos, ocho creo. De esta partida me quedo con la siguiente anécdota: nada más sentarnos y saludarnos, me pregunta que de dónde es mi bandera, que de qué país era... ¡y eso me chocó un poquillo! Entiendo que en Europa estamos más acostumbrados a muchos estados, pero bueno, no sé, creo que la bandera española es bastante característica y opinaba que era un país conocido. ¡Estuve a punto de preguntarle si ella era de Nueva Zelanda para chinchar!

Partida contra la representante australiana

Después jugué con el jovencito belga y también gané, aunque creo que sólo por 2 puntitos. El chaval belga estaba muy, muy nervioso. Era un chico joven, de unos 20 años y parecía que la experiencia le estaba superando. Cuando ponía las losetas las manos le temblaban un montón. Aún y así, la cosa fue muy, muy justa. Es un gran jugador pero estaba muy nervioso.

La tercera partida, contra la chica islandesa, fue mi primera partida perdida, de 7 puntos. Creo que fue la peor partida en cuanto a las consecuencias del resultado. Era una partida que tenía muy controlada pero la chica sacó muy rápido la ÚNICA pieza que quedaba que le permitía desbloquear 2 meeples y eso me descolocó bastante. Dicen las malas lenguas que es por que la chica era muy guapa y yo soy un caballero. De todas las partidas que jugué en esta, sin duda, es en la que me quedo con la duda de si podía haber hecho algo más.

Partida contra la representante islandesa

Mi cuarta partida fue con el representante holandés que me metió una paliza de nivel. El chaval, muy majo y simpático, fue el único jugador que vi que jugaba clara y directamente a inhabilitar al contrario. En la partida me dejó parados muchos meeples, por su forma de jugar, pero es que además le salieron todas las piezas que necesitaba para hacerlo al momento y yo tuve muy mala suerte con los robos. Aunque perdiera esta partida no estoy disgustado porque no pude hacer nada más que resignarme a ver como me acotaba turno a turno. Además el chaval había vivido algunos años en Argentina y hablaba castellano, así que pude comentar fluidamente la partida y las jugadas con él.

Partida contra el representante holandés

Ya en la quinta me tocó con el representante búlgaro al que gané con bastante holgura, de 15 o por el estilo, y en la última partida me enfrenté con el canadiense, al que gané de un punto.


Hay mucha gente jugando con gorra. ¿Es por la molestia de la luz? Y el ruido de la gente y de la megafonía distrae durante las partidas?

Yo no noté ningún tipo de molestia en ningún momento. La luz no era problema, de hecho, cuando empiezas la partida todo desaparece. Tampoco soy muy consciente de si había mucha o poca gente mirando. Ni siquiera te das cuenta del ruido que pueda haber. Creo que las gorras eran más de publicidad-merchandising. La mayoría de las gorras rojas eran de CATAN. Sería la moda... no sé.


¡Cuéntanos lo del espontáneo!

Pues resulta que uno de los representantes no se presentó. Y el speaker pidió que de los acompañantes de los participantes que hubieran participado en algún Torneo Nacional de Carcassonne se pasaran por allí y sortearon la plaza. El afortunado fue un austriaco y como puntillo de la situación diré que quedó mejor posicionado que el propio campeón del país. 


La final se jugó con un Carcassonne gigante. En la foto te vemos con una de las piezas de monasterio...

Exacto, es una de las losetas del carcassonne gigante con el que se juega la final. Eran unas piezas muy simpáticas, ¡al igual que los meeples gigantes!

Daniel con una de las losetas de la final

¿Cuánto tiempo tiene cada jugador en la final? ¿También va con reloj?

No, la final es sin tiempo, pueden recrearse un poquito.

En la final los jugadores roban las losetas de una torre gigante


Te entregan el diploma por la participación en el Mundial. ¡Estás muy bien acompañado!

Sí. De izquierda a derecha Moritz Brunnhofer (Hans Im Glück), Klaus-Jürgen Wrede (autor del juego) y Thomas Moder (organizacion). Thomas Moder, que actuó como speaker, fue muy simpático y estuvo ahí para cualquier duda que pudiera surgir.

Daniel recibe el diploma por participar
en el Campeonato Mundial de Carcassonne

Daniel recibe el diploma por participar
en el Campeonato Mundial de Carcassonne

Esta foto también tiene una anécdota curiosa...

¡Ohh! Son dos de las amistades que me llevo de allí. ¡El chico de la camiseta azul es José, de México! La verdad es que estuve muchos ratitos muertos entre partida y partida con él, obviamente por cuestión de idioma. El otro chico es Adam, representante de Estados Unidos, con el que también pude charlar bastante.

Me hizo mucha gracia cuando entregaron a José el diploma de participación y el speaker comentó que no tenía pinta de típico mexicano. Adam el estadounidense dijo ... "Uff. ¡Ya estamos con los tópicos!" Me chocó bastante, pues siguiendo con eso de los tópicos no me esperaba que el representante de USA fuera tan abierto y agradable. Fue una grata sorpresa.

Daniel junto a José Ehkinger (Méjico) y Adam Baker (USA)

¿Intentaste hacer una de esas pirámides de meeples?

Pues la verdad es que estuve mirándolo un rato pero era una actividad más bien para niños... Me daba vergüenza hacerlo, aunque no sería por ganas. Pero tranquilos: ¡podemos hacerlo en casa!

Durante la Feria se podía jugar a montar castillos de meeples

¿Además de todo lo vivido te has traído algo material?

Por allí me compré Carcassonne Südsee, un molde de meeples y un porta velas para mi madre con meeples. Además por participar nos dieron dos expansiones de unas cuantas losetas. Una creo que en castellano se llamaría El Asedio y otra nueva llamada La Rosa de los Vientos. Tengo que mirármelo con más calma.


¿Qué te parece el Carcassonne Südsee? ¿Te compraste la miniexpansión Freitag?

Todavía no lo he podido probar pero con un colega lo destroquelamos y miramos las piezas. Cómo las instrucciones están en alemán las miré en vuestro blog. Tiene buena pinta y se acerca más a un Eurogame de recursos. Fíjate tú que la dinámica de puntos me recordó muchísimo a la del FINCA.

Mucha gente con la que hemos hablado nos dice lo mismo. Otros comentan que tiene algo de CATAN por tener que conseguir diferentes combinaciones de materias. Solo adelantar que en la miniexpansión Freitag aparece la opción de comerciar con otros jugadores. Nosotros esperaremos ansiosos a que DEVIR lo publique en nuestro país. Nos gusta comprarlo en nuestra tienda habitual, donde luego quedamos para jugar con los amigos...


En la entrevista previa al mundial te preguntamos si llevarías algún amuleto y nos comentaste que preferías ir acompañado de tu gente... 

Sí. Fui acompañado de mi hermana Carol, que también es fan del Carcassonne y de algunos miembros del Club Amatent. Cómo siempre es muy agradable tener a la familia y los amigos apoyándote para lo bueno y para lo malo.

Foto de familia de todos los participantes

Muchas gracias por compartir todo esto con nosotros.

Muchas gracias a vosotros por el apoyo y el interés. ¡¡Un abrazo!!


Carcassonne, Pieza de Inicio

Las fotos aparecen por cortesía de Daniel García Ruiz.

Daniel forma parte del Club Amatent

No hay comentarios:

Publicar un comentario