domingo, 28 de septiembre de 2014

Revolución en Carcassonne (II)

Artículo realizado con la colaboración de Helgoland - Centro Didáctico Alemán.


Desde que a finales de agosto surgiesen los primeros rumores sobre la aparición de un nuevo Carcassonne las sospechas de los amantes de este juego iban bien encaminadas al pensar que no se trataba del Carcassonne Fiebre del Oro; ¡debía ser otro Carcassonne!

Incluso en varias páginas de tiendas on-line se hacía mención a un nuevo juego del cual no se mostraba ninguna imagen y tampoco se aportaban detalles importantes.

Curiosamente uno de los mayores miedos de los jugadores era que los seguidores pasasen a ser de plástico. Rápidamente surgieron voces que recordaron la desafortunada inclusión de los meeple de metacrilato en la edición X Aniversario y que adelantaban su más profundo rechazo a que los cambios fuesen en esta dirección.

Por otro lado muchos jugadores comenzaron a identificar un proceso parecido al sufrido por el emblemático CATAN debido a la política de publicaciones de KOSMOS, con cambio de tamaño incluido, y se quejaron del esfuerzo económico que tuvieron que realizar para actualizar juego y expansiones. Tal era el enfado que ante la sospecha de un cambio global en Carcassonne hicieron pública su intención de boicotear las nuevas ediciones y dar por finalizada su colección Carcassonne.

El 9 de septiembre ya se podía leer en algunas páginas de venta on-line lo siguiente: "Carcassonne (Juego), nueva Edición. Carcassonne, Juego del Año 2001 en una nueva edición. Gráficos totalmente renovados tanto en la caja como en los componentes. Incluye la miniexpansión El Río así como una miniexpansión completamente nueva. Todo en una sola caja."

Diversos jugadores apuntaron a una posible caja del juego básico que incluyese los Monasterios de Alemania como miniexpansión incluida ya que en Holanda ya se había promocionado dicha configuración.

Tal fue el revuelo que se montó que desde Hans im Glück filtraron algunos datos relevantes: no habría piezas de plástico y las losetas mantendrían el mismo tamaño facilitando de esta forma la compatibilidad general.

A mediados de septiembre comenzaron a publicarse imágenes de la nueva caja. Se desvelaba de esta forma cuáles serían las dos miniexpansiones incluidas: El Río y El Abad. La inclusión en la portada de una de las losetas del río permitió certificar que existía un cambio importante en el diseño de las piezas de territorio. Por otro lado la figura del Abad hizo sospechar a muchos que se trataba de los Monasterios Alemanes con la salvedad de que cada jugador solo podría tratar de forma simultánea un Monasterio normal como Monasterio Alemán. Pero sin duda alguna lo que más impactó a los jugadores al ver la nueva caja eran las torres de Carcassonne coronadas...   ....¡por tejados azules!

Ilustración caja
Chris Quilliams 

El enfado de los jugadores iba en aumento; sobre todo de aquellos que se consideran coleccionistas de Carcassonne. Para éstos la nueva edición buscaba simplemente vender más: una auténtica máquina de hacer dinero. Se planteaban si de verdad los responsables de la editorial alemana pensaban que los amantes del juego estaban tan locos como para comprarse el juego y todas las expansiones con el nuevo diseño. Quizás el enfado estaba bien justificado porque los jugadores saben que al final acabarán comprándolo todo. Las solicitudes o exigencias por parte de los jugadores de recibir algún tipo de aclaración desde Hans im Glück se acentuaron.

Durante el tiempo de espera surgieron opiniones más reflexivas. Si con esta nueva edición ocurría lo mismo que con la Edición Invierno, en cuanto a volumen de ventas, quizás se replantearían una estrategia diferente. Existía, al parecer, un plan de publicación muy ambicioso sobre expansiones para esta edición que fue descartado por la escasa* acogida que tuvo el Carcassonne Invierno. La clave estaría en la acogida por parte del público general y no exclusivamente por parte de los jugones habituales y tradicionales. El gran reto que debería afrontar Hans im Glück sería encontrar un equilibrio entre los potenciales nuevos jugadores y los que llevan más de diez años disfrutando de Carcassonne. Algunos jugadores apuntaron a una posible solución: publicar las expansiones futuras en ambos formatos posibilitando la elección personal.

*escasa acogida comparada con la del juego básico

La mayoría de los jugadores mostraban de forma clara su planteamiento: "nos encanta el diseño de Doris Matthäus. ¡No queremos un diseño distinto!"

La única información fiable que se suministró de forma directa o indirecta desde Hans im Glück aclaraba poco: "El Río está formado por 12 losetas y el Abad no tiene nada que ver con los Monasterios Alemanes".

Finalmente el 18 de septiembre Hans im Glück publicó una primera imagen tanto de la caja como de algunas piezas de territorio. Curioso que viésemos la imagen de la caja antes en algunas páginas de venta on-line que en la propia página de la editorial alemana. Las críticas al nuevo diseño no se hicieron esperar. A (casi) nadie le gustaba el nuevo estilo y desde luego nadie mostró su preferencia por este diseño frente al original de Doris Matthäus. Las torres de tejados azules, las murallas en un tono tan claro,... fueron las quejas más frecuentes.

Ilustraciones losetas
Anne Pätzke

Además de los cambios en el estilo se indicó que existían cambios en las reglas aunque realmente los cambios afectan al aspecto del reglamento, no a la reglamentación en sí.

Una de las opiniones más relevantes tiene un aspecto comercial en el que quizás nadie había caído. Existen tantas expansiones desarrolladas por aficionados y que son de acceso gratuito que quizás hagan innecesario adquirir las futuras expansiones oficiales. Es difícil de calcular cuál es el mercado futuro pero sí resulta sencillo hacerse una idea del número de jugadores actuales.

Hans im Glück respondío a una pregunta que se le había formulado sobre si las nuevas expansiones se publicarían también con el nuevo diseño. La contestación dejó intranquilo a más de uno: "no es 100% seguro". Ni siquiera era seguro que todas las expansiones antiguas se reeditasen con los nuevos diseños. Quizás sí las más importantes; pero no todas.

Desde Carcassonne, Pieza de Inicio quisimos adelantarnos y ver cuál era el grado real de compatibilidad de las losetas nuevas con las actuales y realizamos este sencillo montaje.


Las diferencias con el actual juego son más visibles si se compara la misma configuración de tablero.



El 23 de septiembre, sobrepasados por el revuelo o simplemente con objeto de informar, Hans im Glück informó a los jugadores de Carcassonne mediante el siguiente comunicado.



Ante las dudas que han podido surgir os informo con la intención de poder responder a todas vuestras preguntas. Que quede claro que no deseamos enfadaros.

¿Por qué hemos decidido cambiar el estilo?

Afortunadamente existe Carcassonne desde hace unos cuantos años; na hace falta que os lo cuente. Como otras muchas cosas, las cosas deben reinventarse de vez en cuando, adaptarse.

Una persona, después de 13-14 años, por lo general no es igual que antes. Lo cierto es que se producen cambios y adaptaciones en todos los ámbitos; de lo contrario hay cosas que se extinguen...

El diseño del Carcassonne ya no es tendencia. Desde luego este hecho no se debe entender como una devaluación del excepcional trabajo de Doris Matthäus. Por supuesto que hemos tratado con ella todo lo relativo a la renovación de sus diseños. Ella nos indicó que podría realizar algunas mejoras y cambios pero que no podría afrontar un nuevo diseño totalmente nuevo. Hay que señalar que ella no ha dispuesto de mucho tiempo últimamente.

Para Carcassonne era el momento de ajustarse a los tiempos actuales.

¿Por qué hemos escogido este diseño?

Al parecer muchos se han extrañado al ver los tejados azules de las torres. Debemos confesar que a nosotros, que llevamos también algunos años acostumbrados al Carcassonne, también nos resultaron algo extraños al principio aunque rápidamente nos acostumbramos a ellos. Nos gustaron mucho los tejados azules en la portada de la caja y queríamos que apareciesen también en el propio juego. De hecho gran parte de las auténticas torres de la Cité de Carcassonne tienen y tenían un techo de este tipo.

A la hora de realizar los nuevos diseños hicimos algunas pruebas con mezcla de torres, tal y como las encontramos en la ciudad debido a las diferentes épocas de construcción, pero el acabado era realmente espeluznante.

Las murallas, en un tono claro, junto con los tejados oscuros permiten observar claramente cuando una ciudad se encuentra todavía abierta y cuando está cerrada. Además se distinguen perfectamente del entorno. Ambos aspectos ayudarán a los nuevos jugadores a distinguir si una ciudad debe ser puntuada o no así como distinguir al final de la partida si puntúa para los campesinos o no.

Al igual que con el Carcassonne Edición Invierno nuestro deseo era incluir unas ilustraciones muy detalladas y en las piezas de territorio existen muchos detalles. Se observa vida en el campo y las ciudades no son simplemente unas pocas casas.

¿Qué representa este cambio para los amantes de Carcassonne?

 De momento nada... No estáis obligados a comprar esta nueva versión. Podéis encontrar tanto el juego como las expansiones (y esto representa no pocas cosas) en el diseño "antiguo". Como ya hemos señalado repetidamente los reversos coinciden con los actuales y se podría jugar con una mezcla de losetas. Por supuesto que existen diferencias sobre todo en las ciudades.

Sin embargo un cambio no se puede producir sin cambios...

Os seguiremos apoyando y como muestra las novedades que saldrán este otoño:

-Ha salido una expansión, que seguramente no todos los jugadores tienen. Ésta se publicó con el diseño "antiguo" y nuestro deseo es mantener durante mucho tiempo esta expansión.
-Hemos publicado una BIG BOX (en España PLUS) que con seguridad mantendremos a la venta dos años.
-Las miniexpansión "Halb so Wild I" y "Halb so Wild II". Estas miniexpansiones también mantienen el diseño y como rápidamente podréis apreciar al jugar con ellas resultan realmente impresionantes para los amantes de Carcassonne.
-La miniexpansión de los Sitiadores y de los Monasterios Alemanes también se pueden adquirir.

Todo esto corresponde al diseño "antiguo" y debería convenceros de que no hemos completado esta línea ni que ya no vayamos a apoyaros.

Por supuesto que no hemos ideado un plan maligno para el futuro. Sí, es posible que las expansiones se publiquen con el nuevo estilo. Sí, es posible que las nuevas expansiones se publiquen con el viejo diseño o con el nuevo, es decir, en ambos... Es algo que todavía no está decidido. Lógicamente dependerá de la aceptación que tenga la nueva versión por parte del público. Por ahora la reacción es muy positiva. También las reacciones en las diferentes plataformas en Internet muestran que la acogida ha sido muy buena. Por cada 10 comentarios negativos hemos recibido 110 Me gusta...
En todo caso haremos un esfuerzo por escuchar vuestras opiniones. Pero debéis tener en cuenta que queremos tener la vista puesta en el mercado y ajustarnos a la realidad.

¡Si es posible mantener el apoyo tanto para el actual diseño como para el nuevo lo haremos encantados! De hecho seguimos ofreciendo componentes de nuestros juegos de los años 90.

Nuestro deseo con la nueva edición es que mucha más gente juegue a Carcassonne y que aumente el número de fans. Todavía hay mucha gente que no conocen Carcassonne y quizás se dejen convencer gracias al nuevo diseño y a unas reglas más accesibles y se animen a jugar.

Nos encantaría que vosotros también vierais esta idea como un objetivo y que nos apoyéis como lo habéis venido haciendo hasta ahora.


En todo caso muchas gracias por vuestro apoyo y vuestra preocupación por esta "criatura".

Moritz Brunnhofer - Hans im Glück




En España hemos encontrado opiniones para todos los gustos. A Miquel Jornet de Reservoir Jocs no le desagrada del todo ya que, como defiende "si has estado en Carcassonne sabes que el interior de las murallas alberga viviendas, iglesias, plazas, callejuelas... no terreno yermo de color marrón. Así es más Carcassonne. Y respecto a lo que comenta la gente de que con las expansiones no casa... sí, es verdad, pero somos muchos los que preferimos jugarlo sin ninguna expansión y entonces ese tema no nos preocupa."

Por su parte otros jugadores rechazan el diseño de las losetas y sobre todo no comprenden como se pudo publicar Carcassonne, un clásico moderno en 2013 y Carcassonne Plus 2014 con los diseños de Doris Matthäus y lanzar poco después el Carcassonne 2.

Diferentes ediciones de Carcassonne

Desde Hans im Glück insisten en la captación de nuevos jugadores gracias a un nuevo diseño. Nuestra opinión está lógicamente muy influenciada por nuestra vivencia con el juego. Hemos disfrutado con el juego tal y como lo conocemos y nos molesta que sufra cambios. Nos gusta como es porque así lo hemos conocido. Nos fastidia el cambio por la incompatibilidad con las expansiones que ya hemos comprado. Pero es indudable que un aumento de jugadores supone un beneficio para todos aquellos que amamos este juego. ¿Se conseguirá este buscado aumento de fans?

Parte del encanto de Carcassonne reside en cómo unas ilustraciones tan sencillas esconen tácticas de juego muy complejas. Parte del encanto también está en los meeple con su diseño tan sencillo.

Pero para poder analizar la nueva versión habría que preguntarle a la gente que no conoce el juego si le gustan las nuevas piezas de territorio. ¡Ojo! No se trata de preguntar si le gustan más que las actuales; simplemente si le gusta el diseño de Carcassonne 2. 

Nosotros hemos podido acceder a las nuevas piezas de territorio y ganan mucho cuando se ven con todo detalle. Nada que ver con la sensación que generan en la imagen promocional publicada por Hans im Glück.

Lo mejor será esperar a que se presente en Essen 2014. ¡Ese será el momento adecuado para establecer un veredicto! O quizás haya que esperar a que nos acostumbremos...

Carcassonne, Pieza de Inicio


Artículo realizado con la colaboración de Helgoland - Centro Didáctico Alemán.

No hay comentarios:

Publicar un comentario